Reflexiones

Yo NO soy ahorrador

No, no quiero serlo, por mucho que las circunstancias que me rodean me exigen y me insisten para que lo sea. Me dicen que me ahorre mi tiempo, que no lo gaste con cualquiera, que elija a aquellos que al final me lo devolverán con intereses. Me dicen que ahorre mis energías, que no me canse demasiado, que trabaje lo exigido (o menos, si nadie se da cuenta) y así poder aprovechar otros momentos de la vida. Me dicen que ahorre en imagen, que enseñe fuera sólo lo “bueno”, que las mejores caras aparezcan en los momentos y con las personas “adecuadas”.

¿“Me dicen” o… me digo?

Y escucho de nuevo que Dios no se “ahorró” ni a su propio Hijo, lo envía a la tierra a gastarse hasta el final. Él no se ahorra ni un solo minuto de su vida, permanece constantemente con nosotros, sin escatimar en energía, en atención, paciencia, consuelo, aliento, esperanza. Ahí está… SIEMPRE. Ahí está Jesús con una palabra para cada uno, para los enfermos, los débiles, los que buscaban a Dios, los poderosos. A todos mira, a todos toca. Se muestra como el más fuerte y como el más débil, no importa. Se cansó, seguro. Le tentó la comodidad, una vida más fácil, menos ajetreada y arriesgada, seguro. Pero en el centro de su vida estaba grabada su misión, hacer la voluntad de su Padre, tener un corazón abierto y disponible para todos, y eso supone tiempo, energía, preocupaciones… a la vez que devuelve una felicidad especial, distinta, completa.

Ojalá ese derroche nos lleve a no ahorrarnos nuestra vida, a gastarla en cada minuto y en cada detalle por los demás, por Él, porque merece la pena. Una vez más la lógica de Dios trastoca la del mundo; cuanto más nos gastamos más “nos ganamos”, o en palabras del Evangelio: quien guarde su vida la perderá, pero quien pierda su vida por mí y por el evangelio la ganará.

No, no quiero ser ahorrador.

Posts relacionados

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar