Profundizando SS.CC

Esconder para ANUNCIAR (I)

Celebramos el próximo día 23 a nuestra fundadora Enriqueta Aymer, la Buena Madre, como nosotros la llamamos. Este año hemos escogido el lema «Esconder para anunciar» para poder profundizar en su persona de modo que nos cuestione, nos sugiera, nos haga preguntas y nos anime a nosotros también a ANUNCIAR. Sólo lo valioso se esconde, se cuida, se protege, y en nuestras manos está si lo escondido se queda atrapado dentro de nosotros o si nos arriesgamos a sacarlo para anunciar y dar luz.

Lo primero que «escondió» la Buena Madre fue a sacerdotes perseguidos en el contexto de la Francia revolucionaria. Ella arriesgó su condición de noble infringiendo la ley por la vida de aquellos que servían a Dios, y esto no fue sin consecuencias: junto con su madre fue enviada una temporada a la cárcel, lugar en el que se produjo su conversión y la entrega a Dios que marcaría su vida.

Esta etapa en la vida de la Buena Madre nos habla de arriesgarnos, de implicarnos, de ser fieles a aquello que creemos; quizás nosotros hoy en nuestro contexto no ponemos en peligro físico nuestra propia vida, como le sucedió a ella, pero sí tenemos siempre en nuestra mano el comprometernos más, no por el hecho de complicarnos la vida -la Buena Madre no buscó el peligro por sí mismo- sino por otros, por Dios que nos empuja por dentro a no ahorrarnos nuestra vida, a ser contraculturales y anunciar a otros el Evangelio.

Posts relacionados

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar