Evangelio Reflexiones

Camino, Verdad, Vida

Porque se nos pierde el sentido
y vamos dispersos.
Porque la desorientación nos confunde
y nos aleja.
Porque somos buscadores
y miramos hacia delante.
Porque el horizonte se desea
y nos da paz.
Tú eres el Camino.

Porque la mentira contagia nuestro interior
y nos engaña.
Porque la superficialidad nos acomoda
y nos separa.
Porque anhelamos lo profundo
y nos encontramos.
Porque la sinceridad libera
y nos alegra.
Tú eres la Verdad.

Porque la muerte nos rodea cada día
y nos desespera.
Porque el mal se hace fuerte
y se instala con la indiferencia.
Porque el amor aparece sin esperarlo
y nos llena.
Porque nuestro corazón descansa en el bien
y nos acerca.
Tú eres la Vida.

Posts relacionados