Reflexiones

Una alegría que se contagia

Me atrevo a partir de un supuesto que no se lleva: hay más motivos para la alegría que para el llanto y la queja. Sí, así es. Porque estoy profundamente convencida de que existimos para ser felices.

Si estamos aquí para ser felices, para vivir en la alegría, y el corazón no sonríe, no acompaña, conviene que miremos dentro: ¿Qué me llena? ¿Qué da sentido a lo que hago? ¿Cuál o quién es mi motor?

… ¿nada?… ¿sin respuesta clara?… Quizás entonces merezca la pena educar el corazón, para que nuestra alegría, nuestra búsqueda de felicidad no dependa del anuncio o el producto de turno que nos venda el sistema.

Los mejores maestros, los pequeños de la Tierra, los sencillos, los que no tienen nada… sí, sí, esos que no salen en las cámaras, pero que existen (constituyen la mayor población de nuestro planeta). Justamente ellos, expertos en sonreir sin artificios, sin maquillaje, en medio del dolor y la calamidad, saben bien de sufrimiento, sí; pero sobre todo, saben de verdadera alegría. Esa alegría tan solidaria, tan fraterna, tan limpia, tan humana… ¡que se contagia!

¿No tienes motivos para la alegría? ¿Quizás te duren los momentos de alegría lo que dura la espuma del champán? Acércate a los sencillos, y deja que ellos te contagien de su alegría. No te quedes a mitad de camino, sin llegar a encontrarte con ellos, pensando ilusamente “mi alegría está en que tengo más que ellos”… ésa es una alegría cómoda, forzada, que termina haciéndose compañera de la injusticia, el juicio y la culpa.

¿Eres feliz? ¿Has experimentado esa alegría que conocen bien los sencillos y los pequeños? Por favor, ¡Sonríe! ¡Sonríe y contagia! Ya sabes, más allá de las circunstancias, más allá de los contratiempos… Que tu rostro, que tu vida, como la de ellos, no deje de sonreir… y que sea por lo que de verdad merece la pena.

Posts relacionados

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar