Reflexiones

Día de la mujer

Hoy 8 de marzo, Día de la Mujer, entre todas las voces de la sociedad, verdaderamente no podemos silenciar este día. No por cuestiones feministas, ni por modernidades, sino por pura justicia, levantar la voz ante tantas sinrazones que también se cometen contra “nosotras” -las mujeres- contra tantas hermanas nuestras que quedan relegadas a vivir como “mujeres objeto” al arbitrio de cualquiera que quiera usarlas, mujeres que desempeñan su vocación a la vida, en la servidumbre a quien “creen, piensan o se ven obligadas” a dar poder (pareja, marido, clero…), mujeres que no dan valor a su propia vida porque se creen no merecedoras de cariño, de atenciones, de amor…

Es por ello que sí, que hoy es un buen día para que hablemos de todo esto, para que entre nosotras hagamos conversación y como dicen nuestra hoja de ruta y concreciones:

Seamos mujeres que trabajan por la promoción de la mujer

  • Valorar las relaciones y los proyectos en los que estamos y apoyar o generar otros que ayuden a la mujer más vulnerable
  • Revisar nuestros discursos, roles y formas de estar como mujeres en la Iglesia y en la sociedad

Pensemos un poco más sobre qué papel jugamos como mujeres en nuestra sociedad, en nuestra Iglesia, en nuestros trabajos, voluntariados, o, más aún, entre nosotras mismas en nuestras comunidades.

Que hoy sea un día que nos impulse a seguir trabajando por la promoción de la mujer. Queda mucho camino por hacer, ojalá seamos parte activa de ello.

Religiosas de los Sagrados Corazones – España

Posts relacionados

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar